.................................................................

.................................................................

jueves, 22 de diciembre de 2016

Rebelión en los predios de la Universidad Nacional

Todos los tres mensajes de SINTRAUNAL con los que topé son contundentes, pero éste tal vez lo sea más que los otros, porque muestra como un sindicato en las fauces de la Bestia es capaz de forcejear e impedir que se lo traguen fácilmente.




SINDICATO MIXTO DE TRABAJADORES DE LAS UNIVERSIDADES PÚBLICAS NACIONALES
Resolución MINTRABAJO No. 869 del 17 de mayo de 2000
SUBDIRECTIVA BOGOTÁ

----------------------------------------------------------------------------

1500 MILLONES DE PESOS PARA UN ESTUDIO DE CARGAS DE TRABAJO: LA MIRADA EFICIENTISTA DE LA JEFATURA DE PERSONAL

En horas de la tarde del miércoles 3 de agosto, en las instalaciones de la Hemeroteca [1], fue citada la Dirección de nuestra organización sindical  para la presentación del nuevo proyecto que se emprenderá en la sede Bogotá pero que se replicará en las demás sedes de la Universidad Nacional, consistente en el estudio de cargas de trabajo para 1.435 empleados y que será realizado por el profesor del Departamento de Psicología Iván Martínez Ortiz.

En la presentación del proyecto el jefe de personal de la sede Bogotá, Juan Darío Sánchez, plantea que es un proyecto avalado por la totalidad de los jefes de personal y aprobado por Planeación, que costará 1.500 millones de pesos, que se desarrollará en tres años, que para el caso de Bogotá se realizará [en] el presente semestre y que los resultados se presentarán en el mes de diciembre.

Para los que no sepan, los estudios de cargas de trabajo se basan en el análisis y [la] observación de la realización de una labor determinada en función del tiempo [2] y la frecuencia con que se realiza (minutos, horas, días, meses), y aunque en la presentación se hizo un énfasis permanente en que se estudiarán [3] los cargos y las actividades asociadas a ellos y no se evaluarán [3] funcionarios, es claro que las entrevistas y las mediciones se las realizarán a los trabajadores, que son en últimas quienes desarrollan la labor.

De igual manera trata el jefe Sánchez de hacernos creer que éste estudio es completamente novedoso cuando en realidad ya son varios los intentos de concretar un estudio de esta índole en la Universidad, al punto [de] que [4] en el año 2013 la Institución expidió un documento llamado "guía metodológica para el estudio de cargas de trabajo", y hace ya dos años en la sede de Palmira la jefe de personal de entonces contrató a un experto para la realización de un estudio con esas características, el cual no fue muy exitoso gracias a que los compañeros de SINTRAUNAL PALMIRA hicieron una férrea oposición y sólo pudieron concretarlo en el área de biblioteca y algunas oficinas administrativas de la Dirección de Sede.  Cabe recordar que parte de las recomendaciones del experto en esa sede  fue la de poner a los trabajadores a realizar labores en otras dependencias porque, según el documento, les sobraba tiempo; asimismo UNISALUD contrató en el año 2010 un estudio parecido con la firma PLANNING CONSULTING LTDA. para la realización de un modelo de costos, lo que al parecer arrojó como resultado la salida de varios profesionales de la salud para reducir el gasto.

Así que el jefe Sánchez ya puede dejar de echarse tantas flores, pues el famoso estudio de cargas de trabajo viene rondando por los escritorios de varias administraciones de tiempo atrás ya que, como todos aquí sabemos, si hay algo que varias rectorías han intentado hacer es deshacerse de un buen número de trabajadores para hacer más eficiente el gasto y disminuir los costos de la carga prestacional en la Universidad.

En la presentación del estudio de cargas de trabajo que se piensa realizar nunca fue claro el objeto del mismo, es decir, para que se contrata, lo que de inmediato nos puso en alerta al quedar en evidencia que éste ejercicio puede tener como resultado el despido de trabajadores.  Así el jefe Juan Darío Sánchez afirme que es para el bien del personal administrativo nosotros NO le creemos, máxime después de la famosa carta donde éste señor solicita de un día para otro a las dependencias un informe de trabajadores que se encuentran en retén social, es decir, padres o madres cabeza de familia, enfermos, embarazadas … etc., los cuales por efectos de reestructuración no pueden ser objeto de despido, y mucho más después de escuchar al Ministro de Hacienda advertir al país que habrá un recorte de 4 billones de pesos para el 2007 en gastos de nómina.

Por estas razones, de inmediato hicimos saber en la Mesa que SINTRAUNAL no se prestará para esta nueva patraña con la cual muy seguramente la administración de la Universidad intentará una vez más justificar despidos o imposición de cargas laborales adicionales a los trabajadores de planta.  De igual manera les hicimos saber que es completamente ignominioso que hoy haga parte de los titulares de los más importantes medios de comunicación del país la mala condición de los edificios del campus [5] de Bogotá, entre ellos el de la Facultad de Artes, por supuesta escasez de recursos par arreglarlo mientras se gastan [6] 1.500 millones en un nuevo estudio de la planta de trabajadores, bastante estudiada ya.

Por último, y en el entendido de que es de suma importancia y de suma urgencia reunir a los trabajadores para advertirlos y brindar mayor información, así como emprender jornadas inmediatas de movilización para contrarrestar éste nuevo atentado contra los empleados de la Universidad, convocamos de manera extraordinaria y urgente a una ASAMBLEA DE TRABAJADORES EL PRÓXIMO 10 DE AGOSTO DE 2016 EN EL AUDITORIO DE LA FACULTAD DE VETERINARIA DE 10 A 12 DEL DÍA.

¡LA UNIVERSIDAD NO ES UNA FACTORÍA DEL SIGLO XIX, NO AL ESTUDIO DE CARGAS DE TRABAJO!

LOS TRABAJADORES DE LA UNIVERSIDAD NACIONAL NO SOMOS MÁQUINAS, NO A LA IMPLEMENTACIÓN DE TIEMPOS Y MOVIMIENTOS EN NUESTRA LABOR.

Junta Directiva  
SINTRAUNAL, Subdirectiva Bogotá
Bogotá, 05 de agosto de 2016
sintraunal.bog@gmail.com





NOTAS


1.  Es la Hemeroteca Nacional, que se encuentra aislada de todas las demás instalaciones, en la esquina suroccidental de los predios, en el costado norte de la vía al aeropuerto, un poco más allá de los potreros de Agronomía.  Tiene su propia entrada, la tercera y última de la universidad en la Av. 26, creo que ya o casi ya convertida en la avenida al aeropuerto.

2.  Ya sabía acerca de eso.  Es un asunto muy antiguo y se refiere a la llamada "racionalización del trabajo" o "taylorización" desarrollada por F. Taylor a comienzos del siglo XX, inspirado por la eficiencia lograda por Henry Ford en la línea de montaje de su "Modelo T" negro.  Coincidentemente, cuando vi los tres mensajes de SINTRAUNAL andaba leyendo un libro en el que se menciona esa búsqueda de la rutina óptima de "tiempos y movimientos" (La burocracia en la sociedad moderna, Peter M. Blau, Editorial Paidós, Bs. As., 1.974, pp. 79-80).  Ahí el pasaje respectivo expone las razones de la resistencia de los empleados a la imposición de procedimientos precisos para una economía de movimiento, que son distintas a la dada por SINTRAUNAL.  Lo que perturba a esta entidad es la sospecha de que se quiere justificar una reducción en el número de trabajadores.  El pasaje es éste:

En la primera parte del presente siglo se desarrolló una ideología relacionada con las prácticas administrativas que fue denominada "administración científica" y ejerció influencia sobre los administradores de muchas organizaciones industriales.  El propósito de esta ideología consiste en racionalizar la producción industrial y la administración mediante  el descubrimiento y la aplicación de métodos de operación más eficientes.  [Aquí se remite al lector a la siguiente nota a pie de página: "Véase Frederick W. Taylor: The Principles of Scientific Management, Nueva York, Harper & Brothers, 1911.".]  Los estudios de tiempo y movimiento son un conocido ejemplo de éste enfoque: se determinan [debe ser "determina" (ver mi próxima nota)] los movimientos que deben realizar los trabajadores más diestros para ejecutar una tarea dada en un lapso tan breve como sea posible y luego se enseñan [remito otra vez a mi próxima nota porque debe ser "se enseña"] estos movimientos exactos a los demás operarios, pero como han señalado los sociólogos industriales, "los tecnólogos de la administración han obtenido más éxitos en lo que respecta a demostrar la eficacia de los procedimientos creados para lograr un máximo de productividad que en lo que se refiere a conseguir que los trabajadores aceptaran tales procedimientos".  [Aquí se envía al lector a otra nota con fuente bibligráfica: "Wilbert F. Moore: Industrial Relations and the Social Order, Nueva York, MacMillan, 1947, pág. 190.".]  Éste fracaso de la administración científica es el resultado inevitable de la idea, más evidente en el caso de los sistemas "científicos" de incentivos salariales, de que el interés de la economía racional rige por sí solo la conducta de los trabajadores, y es también una consecuencia de la subestimación de los factores sociales.  Administrar una organización social exclusivamente sobre la base de criterios técnicos de racionalidad es irracional porque implica dejar a un lado los aspectos no racionales de la conducta social.

En el texto de otro tema de éste blogo intercalo un comentario sobre la eventual influencia funesta de la judeofobia de Ford en los sucesos de la Segunda Guerra Mundial (http://transcripcionesreveladoras.blogspot.com/2013/05/cronicas-de-nuestro-siglo-la-ingenieria.html).   

3.  Debe ser "se estudiará" y "no se evaluará (a)" porque con sujeto indefinido se conjuga en la tercera persona del singular, y la concordancia de número para el verbo es con el sujeto y no con el complemento del verbo o aquello en lo que recae su acción, que en ambos casos está en plural, y fue la razón para haber incurrido en el error.  Es de los errores más comunes.  Otro ejemplo son los avisos que ve uno por ahí que dicen cosas como "Se venden helados" y "se hacen traducciones a tal idioma", siendo que debe ser "se vende" y "se hace".  

4.  … y aquí se incurre en el error opuesto al "dequeísmo", error que consiste en omitir la preposición "de" en expresiones que la exigen, y es como "ultracorregir" el dequeísmo.  Un ejemplo del dequeísmo es cuando se dice "creo de que tal cosa".  

5.  Ver la nota # 1 en el primero de los tres mensaje de SINTRAUNAL que incluyo consecutivamente en éste blogo

6.  Debe ser "se gasta" por la razón dada en la nota # 2.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada